Continua el romance entre moda y tecnología

Estamos asistiendo a una confluencia entre moda y tecnología, un proceso inevitable debido a la incansable búsqueda, en ambos universos, de la innovación y la continua experimentación. La fusión de ambas es una clara intención de mejorar la calidad de vida y el devenir cotidiano de las personas. Además, el “diseño” es un factor de mucho peso tanto en la moda como en la tecnología y es la ciencia que está dando sentido a las últimas aplicaciones tecnológicas en prendas de vestir y complementos.

Romance moda tecnología

Marshall McLuhan dijo años atrás que “la tecnología es una extensión del hombre”. Y no se equivocó al vaticinar esto: es una realidad la ropa inteligente capaz de monitorizar el ritmo cardíaco, de detectar posibles ataques cardiovasculares. Y la total conectividad a la red, a la nube, satisface las necesidades de consumidores muy activos en Internet.

Esta fiebre por la tecnología vestible o weareable technology ha conducido a que diseñadores como el español Rubén Gómez se lleven el premio Samsung EGO Innovation Project a inaugurar la pasarela de jóvenes diseñadores que tendrá lugar el próximo 11 de febrero. Rubén consiguió este galardón gracias a su colección “Masdar Goats”, una línea de jerseys, abrigos y chaquetas equipadas con auriculares, altavoces, manos libres e iluminación LED para dotar a la persona de mayor visibilidad en días de lluvia.

Además, Rubén Gómez ha adelantado que en el futuro van a trabajar en una colección de ropa inteligente de índole deportiva: prendas sport a la última moda, con diseños modernos y que incorporen toda la tecnología que puedas necesitar para cuando te ejercites al aire libre. Nos contarán más cosas en la pasarela Samsung EGO de este mes.